lunes, 28 de noviembre de 2011

EDUCAR EN LIBERTAD ES EDUCAR EN LA VERDAD


Todo lo que se impone no es asumido libremente y, por lo tanto, no es una opción libre ni por convencimiento ni por fe, sobre todo en materia de moral y de verdad. La verdad no es algo que se deba imponer sino ofrecer y, como tal verdad, será asumida y hecha propia por el ser humano fuera de toda raza, condición y circunstancias.

Porque la verdad libera al hombre y lo dignifica. Un síntoma de la verdad es que entra por la razón y llega al corazón, porque toda verdad es querida y amada por el hombre de cualquier raza y condición. Es más, la verdad está impresa en el corazón del hombre, Ley Natural, y sólo es necesario descubrirla y proponerla para que todos aquellas personas de buen gusto y que se precian de ser personas la acojan en sus corazones.

Un signo de la verdad es que, ella, es buscada por los hombres y mujeres de este mundo, porque en ella está el sentido de la vida, y por ella la persona humana encuentra la libertad y el verdadero amor que constituye la verdadera esencia de la vida.

Sí, es posible que se tenga que disciplinar, que ejercitar y educar en el esfuerzo y el hábito de realizarla, de conocerla y de vivirla, pero siempre desde la libertad, el razonamiento y las buenas costumbres. Hacerlo desde la imposición y de la manera que lo presenta este vídeo no son los mejores métodos ni las formas más respetuosas de tratar a los seres humanos, sobre todo a los niños.

No sé si este vídeo es auténtico o es una farsa o una broma de mal gusto, sólo sé que es algo que no se debe hacer. Simplemente por la sencilla razón de que a nadie le agrada que a él le hagan eso. Supongo que al profesor, que impone ese castigo a los niños, no le gustaría que a él se lo hiciesen, tanto cuando fue niño como ahora adulto.

video

1 comentario:

Mento dijo...

Me gusta mucho como está argumentada eta entrada.Tienes toda la razón. Todo lo que se impone no es asumido libremente y nos limita.
En cuanto al video, es espantoso cada vez que se ve, las risas que se pueden oir son las del camara y quien estan con detrás. Es una forma de educar incomprensible y las caritas de terror de los niños es algo imposible de fingir. solo hay que fijarse en la niña que se resiste a acercarse como se le convulsionan las manitas de miedo ante lo inevitable. Esos son sintomas reflejos del miedo. No entiendo como unos educadores y unos padres pueden permitir esto.
Gracias salvador por hacerlo publico.
Un abrazo.

ÚLTIMAS REFLEXIONES